664 554 882 - 915 323 377 - 976 233 383
Recursos informativos online sobre el mesotelioma

Mesotelioma benigno

El mesotelioma benigno es un tumor no cancerígeno que se forma en la membrana del pulmón o de los órganos abdominales. Un tumor benigno no se extiende de la misma manera que un tumor cancerígeno o maligno lo hace, y no ataca a los tejidos cercanos. El mesotelioma benigno no es común y es difícil de diagnosticar porque se parece a otros tipos de cáncer. Los doctores no suelen distinguir fácilmente si el tumor es benigno o maligno. El mesotelioma maligno está causado por una exposición al amianto, aunque no se sabe si ciertos tipos de amianto causan también las formas no cancerígenas del mesotelioma benigno. La biblioteca médica nacional de USA también especifica que esta forma de tumor benigno se desarrolla más frecuentemente en hombres que en mujeres.

Mientras que el mesotelioma maligno normalmente tiene un periodo de latencia de 20 a 50 años, el mesotelioma benigno puede aparecer mucho antes. Puesto que no es cancerígeno su abordaje suele ser rápido y cercano. Debe suponer una alerta para los médicos quienes deben controlar al paciente por si desarrolla cualquier otra de las enfermedades relacionadas con el amianto.

Además, mientras que el mesotelioma maligno tiene un ratio de mortalidad extremadamente elevado, es posible que aquellos que sufran un mesotelioma benigno se recuperen si se sigue un procedimiento inmediato y efectivo

mesotelioma benignoTipos de mesotelioma benigno

Tanto el tumor benigno como el maligno se cree que crecen en la membrana mesotelial Esta es una membrana que recubre los órganos y que les permite hacer su función. Un tumor adenomatoide es un tumor que se ubica en una parte del mesotelioma que recubre los órganos reproductivos, especialmente en el epidídimo en los hombres y las trompas de Falopio en las mujeres.

El mesotelioma quístico benigno es otro tipo de tumor que se puede desarrollar cerca del órgano reproductor femenino. Un crecimiento de este solitario tumor puede desarrollarse en el mesotelio pleural (la membrana del pecho) pero no se considera un mesotelioma como tal porque realmente empieza en las células no mesotélicas.

Síntomas del mesotelioma benigno

Un tumor benigno puede crecer considerablemente y puede presionar a los órganos que se sitúan cerca de aquellos donde crece el tumor. Una persona puede experimentar dolor en el pecho, incomodidad, ataques de tos frecuente y dificultad a la hora de respirar. Ocasionalmente los pacientes con un mesotelioma benigno pueden no sentir síntoma alguno.

Tratando la enfermedad

El proceso para tratar el mesotelioma benigno normalmente implica la cirugía para extirpar el tumor. El tipo más exitoso de intervención, es la resección mediante la que se extirpa el tumor completamente y los tejidos que lo rodean. Los tumores benignos pueden aparecer hasta 10 años después del tratamiento. Pueden ocasionalmente volver en forma cancerígena. Si no se trata el tumor benigno crecerá de manera amenazante. Un derrame pleural sucede cuando hay un exceso de líquido en la membrana pulmonar. El líquido puede encharcar otras membranas cercanas. Un derrame pleural no tiene porqué ser una amenaza para la vida del paciente si se ataca rápidamente si el líquido se drena.

Diagnosticar la enfermedad

Si se experimenta cualquiera de los síntomas asociados al mesotelioma el paciente debería consultar con su médico rápidamente sobre todo si ha existido una exposición previa al amianto. El médico debe ser entonces capaz de llevar a cabo pruebas tales como unas radiografías o un escáner para determinar el diagnóstico, así como una biopsia. Durante la biopsia, las células tumorales son extirpadas para ser después examinadas. Igualmente al paciente se le pueden hacer pruebas para ver si padece enfermedades tales como la asbestosis, que es una inflamación crónica del tejido pulmonar. Si el paciente tiene asbestosis puede estar en peligro de sufrir un cáncer de pulmón.

Una vez se ha diagnosticado y tratado, se someterá al paciente a revisiones para asegurarse que el tumor no ha vuelto. El médico advertirá al paciente de la necesidad que vigile su salud en el futuro. Es esencial obtener un diagnóstico adecuado y obtener el tratamiento correcto, porque un tratamiento temprano puede suponer un éxito seguro.

oria, pajares y asociados

Por favor, rellena el siguiente cuestionario para recibir GRATIS una guía sobre tus derechos relacionados con la exposición al amianto y con el mesotelioma. Te la enviaremos en 24 horas


¿Le han diagnosticado un mesotelioma? * Si No

Código de seguridad