664 554 882 - 915 323 377 - 976 233 383
Recursos informativos online sobre el mesotelioma

Nutrición y dieta

Más del 35% de los casos de cáncer pueden estar relacionados con un nutrición pobre. Aunque desarrollar un mesotelioma no se atribuye a una mala nutrición, sí que es cierto que los pacientes que tienen unos hábitos alimenticios sanos tienen un mejor pronóstico que aquellos que no los tienen.

Una dieta que es equilibrada y sana puede ayudar a prevenir el cáncer  y otras enfermedades. Siempre hay discusión en cuanto a qué alimentos y en qué cantidades deben ingerirse, pero hay algunas prácticas básicas que no ofrecen controversia alguna como son: hacer ejercicio con moderación, comer una buena cantidad de frutas y verduras y prestar atención a cómo ciertos alimentos afectan al cuerpo.

Establecer una práctica nutricional

practica nutricional mesoteliomaLas prácticas nutricionales son diferentes para cada persona, pues la mejor dieta para cada persona depende de factores como la edad, el peso, el estado de salud general y la genética. Todas las calorías que son ingeridas deben ser ricas en nutrientes. Cosas como la comida rápida, los dulces y la comida prefabricada afectan al sistema inmunitario y al metabolismo bloqueando el sistema linfático. Dietas ricas en vegetales, frutas, cereales y proteínas son las más saludables. Los productos lácteos y los carbohidratos pesados (patatas y pasta integral) pueden ser añadidos a esta lista.

El cáncer puede desarrollarse por cualquier tipo de razón sin que importe cuanto de sana es la dieta del paciente. Pero si el cáncer ataca a una persona saludable una dieta equilibrada puede ser fundamental durante el tratamiento y su curación. Cosas como las vitaminas, los minerales, las grasas, las proteínas y los carbohidratos juegan un importante papel en el funcionamiento de un cuerpo saludable. Si los nutrientes no están equilibrados es difícil que el cuerpo luche contra el cáncer y una mala nutrición puede hacer que el paciente con cáncer sea vulnerable a infecciones. Los pacientes con cáncer normalmente fallecen por las consecuencias que se derivan de un estado de salud débil más que del cáncer en si.

La nutrición como tratamiento

Cualquier persona que haya sido diagnosticada de cáncer debería inmediatamente hablar con su médico para establecer un plan nutricional. La nutrición es tan importante como la quimioterapia, la radiación o cualquier otro tratamiento pues mejora las posibilidades de supervivencia.  Una buena nutrición además ayuda a mejorar los síntomas del cáncer, mejorando a la vez la calidad de vida.

Las nauseas son uno de los efectos secundarios más comunes tanto del cáncer como de algunos de sus tratamientos como la quimioterapia. Algunos cambios en la dieta pueden mejorar estos efectos. Los alimentos insulsos o sosos como los crackers y las tostadas que están hechas de cereales pueden ayudar a aliviar las nauseas.

sistema inmunitario mesoteliomaAyudando al sistema inmunitario

Es común que el número de glóbulos  blancos en los pacientes sea bajo. Esto junto con una mala nutrición puede hacer que sea más fácil que se contraiga una infección. Hay muchas cosas que los pacientes con cáncer pueden hacer para evitar este escenario:

  • Permanecer alejados de los buffet cuando se coma fuera
  • Evitar comer sushi y carne cruda
  • Descartar comida pasada, Antigua o en malas condiciones
  • Siempre lavar las manos concienciadamente antes de preparar la comida
  • Consejos para un estilo de vida saludable

El cáncer es una enfermedad complicada y no importa lo diligente que haya sido la persona llevando una dieta saludable para que esté prevenido del cáncer. Pero la mayoría de los pacientes se beneficiará en una medida u otra de llevar una dieta equilibrada. Combina estos consejos y tu cuerpo estará fuerte y será más capaz de luchar contra la enfermedad:

  • • No bebas demasiado alcohol
  • Vigila tu peso, comprobando que no ganas o pierdes muchos kilos
  • Aprende a como prepara comida segura
  • Asegúrate que las frutas y los vegetales son al menos el 50 por ciento de tu dieta
  • Evita la comida prefabricada
  • Compra orgánicos siempre que sea posible
  • Deja de fumar
  • Come cantidad suficiente de fibra

Tu medico puede ayudarte a que aprendas ciertas maneras de aminorar el riesgo de tener cáncer, como son hacer ejercicio y llevar una dieta equilibrada. Si tienes cáncer, cambios como estos te ayudar a ser más capaz de luchar contra la enfermedad.

Alimentos

oria, pajares y asociados

Por favor, rellena el siguiente cuestionario para recibir GRATIS una guía sobre tus derechos relacionados con la exposición al amianto y con el mesotelioma. Te la enviaremos en 24 horas


¿Le han diagnosticado un mesotelioma? * Si No

Código de seguridad